En todas las Comunidades de Vecinos suelen surgir problemas y dudas que necesitan una rápida respuesta legal a fin de evitar que la situación derive en una desagradable y dilatada confrontación entre vecinos.

Muchas veces, los problemas que afectan a los vecinos no siempre son resueltas de forma satisfactoria por los asesores de la Comunidad, por ser necesario un consejo legal más concreto.

La mayoría de los problema surgen cuando un vecino deja de abonar las cuotas a las que está obligado. Para ello, existe un procedimiento especial para que la Comunidad de Propietarios pueda reclamar a los vecinos morosos las cuotas impagadas.

Otro de los problemas más habituales es el de aquellos vecinos que realizan ciertas actividades o prácticas, que son molestas para el resto (ruidos, actividades insalubres, nocivas, peligrosas o ilícitas). Existen acciones judiciales contra los propietarios de estas viviendas, o incluso contra los ocupantes de las mismas, siendo el caso típico el de los vecinos que son inquilinos de alguna de las viviendas o locales.

Incluso hay veces que ciertos vecinos llevan a cabo actitudes o prácticas que son contrarias a los estatutos o normas de régimen interno de la Comunidad de vecinos.

Dependiendo del tipo de acción que se interponga, podremos formular reclamación al vecino en cuestión, solicitando que cese en su actitud, y además, solicitar indemnización por los daños y perjuicios causados, o incluso privar del uso y disfrute de la vivienda al causante de los mismos.

Otras veces, simplemente nos surgen dudas tales como si la terraza o el trastero es elemento común o privativo, si existe obligación de pagar la instalación del ascensor, como se interpretan los estatutos, si los locales tienen que pagar los gastos de portal, cómo hay que impugnar un acuerdo, y así un largo y extenso etc.

PARA CUALQUIER DUDA O ASUNTO ESTAREMOS ENCANTADOS DE ATENDERLE.

– SOLICITE UNA CONSULTA –